Dirijase al contenido | Dirijase a la navegacióno

Cómo elegir la hipoteca correcta

Regresar al índice

Una hipoteca es un compromiso serio a largo plazo y un contrato legalmente vinculante. Seleccionar la hipoteca correcta puede marcar una gran diferencia en sus pagos mensuales y en el costo total de su préstamo.

Elegir la hipoteca correcta significa hacer la tarea respecto a los diferentes tipos que existen y entender cómo cada uno puede alterar sus pagos mensuales en el futuro. Para garantizar que usted obtenga la hipoteca correcta para usted y que cubra sus metas financieras, es importante que entienda las diferencias entre los tipos de hipotecas al consultar con asesores y prestadores de buena reputación.

Existen dos tipos principales de hipotecas – de tasa fija y de tasa ajustable – que tienen sus propios conjuntos de características y beneficios que se deben estudiar detenidamente.

Hipotecas de tasa fija

Las hipotecas de tasa fija son el tipo más común de hipoteca seleccionada por los propietarios de casa en la actualidad. Con una hipoteca de tasa fija, usted asegura una tasa de interés, que resulta en pagos de hipoteca mensuales que permanecen iguales por toda la duración del préstamo, ya sea un préstamo a 15, 20 ó 30 años.

El beneficio principal de las hipotecas de tasa fija es la protección contra la inflación – lo que significa que si las tasas hipotecarias aumentan en el futuro, su tasa hipotecaria no cambiará.

Cosas que debe considerar con una hipoteca de tasa fija:

  • Su tasa de interés no bajará, incluso si las tasas bajan. Su tasa se fija y permanecerá igual por la duración de su préstamo, incluso si las tasas bajan. Sin embargo, usted puede considerar refinanciar su hipoteca si las tasas caen a un nivel que financieramente tenga sentido hacerlo.
  • Su pago puede aumentar según los cambios en sus impuestos y seguro. Su pago hipotecario se compone del capital, intereses, impuestos y seguro. Aunque el capital y el pago de intereses (normalmente la mayor parte del pago) no cambiarán durante la vida de su préstamo, sus impuestos y seguro pueden aumentar, lo que resulta en cambios en su pago mensual. 

Cuando se selecciona el plazo de una hipoteca de tasa fija, es importante entender las características y beneficios de cada uno. La mayoría de los prestadores hipotecarios ofrecen al menos dos plazos básicos: 15 y 30 años, y muchos también ofrecen hipotecas de tasa fija a 20 años.

  • Plazo a 30 años. Con este plazo, su pago mensual será más bajo debido al período extendido del préstamo, pero la tasa de interés normalmente es más alta y usted paga más interés durante la vida del préstamo.
  • Plazo a 15 años. Este plazo tiene pagos mensuales más altos debido a que la vida del préstamo es significantemente más corta; sin embargo, usted puede acumular capital más rápido que con la hipoteca de tasa fija a 30 años, y pagar menos interés durante la vida de su préstamo. Las tasas de interés normalmente son más bajas para este plazo.

Para determinar el mejor plazo para su situación personal y que se alinee con sus metas financieras, consulte con su prestador o profesional financiero para asistencia. También, eche un vistazo a nuestras calculadoras para ver cómo los cambios en los plazos y tasas de interés pueden afectar sus pagos mensuales.

Hipotecas con tasa de interés ajustable

Una hipoteca con tasa de interés ajustable (ARM, siglas en inglés) es un préstamo con una tasa de interés que cambiará en el transcurso del préstamo. Una hipoteca ARM puede empezar con pagos mensuales más bajos que las hipotecas de tasa fija, pero usted debe saber que:

  • Sus pagos mensuales pueden subir con el tiempo y usted necesitará estar financieramente preparado para los ajustes.
  • Los pagos mensuales pueden subir, incluso si las tasas de interés no aumentan.
  • Es posible que sus pagos no bajen mucho, o nada, incluso si las tasas de interés bajan.
  • Usted puede incurrir en una multa si intenta pagar el préstamo en su totalidad de forma anticipada con la esperanza de evitar pagos más altos.

Todas las hipotecas ARM tienen períodos de ajuste que determinan cuándo y con qué frecuencia las tasas de interés pueden cambiar. Existe un período inicial durante el cual la tasa de interés no cambia – este período puede variar entre apenas seis meses hasta 10 años. Después del período inicial, la mayoría de las hipotecas ARM se ajustan.

Las hipotecas ARM más comunes son de 3, 5 y 7 años. Para ayudarle a entender cómo funcionan las ARM, estudie el siguiente ejemplo:

  • Una hipoteca ARM 3/1 tiene una tasa de interés fija por los primeros tres años. Después de tres años, la tasa puede cambiar una vez cada año por el resto de la vida del préstamo. El mismo principio aplica a las hipotecas ARM 5/1 y 7/1. Si las tasas aumentan, sus pagos mensuales aumentarán; sin embargo, si las tasas disminuyen, es posible que sus pagos no disminuyan, dependiendo de su tasa de interés inicial.

También la mayoría de las hipotecas ARM normalmente se caracterizan por tener un “tope” de ajuste que limita cuánto puede bajar o subir la tasa de interés en cada período de ajuste. Por ejemplo:

  • Una hipoteca ARM 7/1 con una estructura de tope 5/2/5 significa que los primeros siete años la tasa no cambia, pero en el año 8 su tasa se puede incrementar un máximo de 5 puntos porcentuales (el primer "5") por encima de la tasa de interés inicial. Cada año siguiente, su tasa se puede ajustar un máximo de 2 puntos porcentuales (el segundo número, "2"), pero su tasa de interés nunca podrá incrementar más de 5 puntos porcentuales (el último número, "5") durante la vida del préstamo.

Cuando considere una hipoteca ARM, hágase las siguientes preguntas:

  • Si la tasa hipotecaria aumenta, ¿puedo desembolsar un pago hipotecario más alto? Utilice nuestra calculador a para estimar de qué manera una tasa hipotecaria más alta puede impactar su pago hipotecario.
  • ¿Tengo planes de vivir en mi casa menos de cinco a siete años, o menos que el período de ajuste? Si la respuesta es sí, esta hipoteca puede ser la correcta para usted.

Quizás también quiera analizar las tendencias de las tasas hipotecarias en el estudio de mercado hipotecario primario (PMMS, siglas en inglés) que Freddie Mac publica semanalmente. Aunque nadie sabe con seguridad la tendencia de las tasas hipotecarias en el futuro, vale la pena entender porqué cambian y cómo han cambiado recientemente cuando se considera una hipoteca ARM.

Para determinar el mejor tipo y estructura de hipoteca ARM para su situación, hable con su prestador o con un profesional financiero para asistencia. Cerciórese de que conoce los detalles de cómo y cuándo este tipo de préstamo puede cambiar sus pagos mensuales.


Back to Top